Organizaron una fiesta ilegal y se escracharon en las redes

Una fiesta clandestina en uno de los barrios más caros de Salta volvió a desnudar la impunidad con la que se manejan ciertas personas.

Si no tienen empatía, mucho menos responsabilidad. Mientras Salta a traviesa una delgada línea por ser zona de contagio comunitario de COVID-19 , continúan creciendo las fiestas clandestinas. En esta ocasión la de «niños bien», o mejor dicho «los intocables por ser hijos de…».

Parece una broma porque ellos mismos terminaron escrachándose. Instagram volvió a ser la red social traicionera que delata lo que para algunos piensan que es prohibido.

Por medio de diversas Histories, un grupo de jóvenes mostró como en una vivienda que pertenece a uno de los barrios más caros de Salta, se llevan adelante fiestas clandestinas con total impunidad.

Alcohol, droga y puro descontrol, el cóctel perfecto para demostrar la inconsciencia y poco miedo a la hora de pensar que pueden contagiarse, o peor aún, matar algún familiar o amigo que sea persona de riesgo.

Fuente: Qué Pasa Salta