Argentina considerada en «default restringido»

Fitch Ratings rebajó la nota de la deuda por el incumplimiento de US$ 503 millones.

La calificadora Fitch Ratings colocó ayer a la Argentina en default restringido, tras la decisión del Gobierno de no cubrir un vencimiento por más de US$ 500 millones correspondiente a intereses de tres títulos.

La agencia explicó que la medida obedece a «la incapacidad de las autoridades de pagar los intereses de tres bonos soberanos dentro del período de gracia estipulado de 30 días que expiró el 22 de mayo».

«Las calificaciones de emisión de los tres bonos senior no garantizados en moneda extranjera se rebajaron a D desde C y se retiraron por la siguiente razón: quiebra de la entidad calificada, reestructuración de deuda o incumplimiento de emisión», indicó la compañía en un comunicado.

Los vencimientos corresponden a los intereses de los bonos globales 2021, 2026 y 2046, aunque el Gobierno relativizó este incumplimiento al considerar que se encuentran dentro del proceso de reestructuración.

La semana pasada, en un acto en Santiago del Estero, el presidente Alberto Fernández se refirió a las negociaciones con los acreedores y a quienes apuntaban que la Argentina había caído en cesación de pagos.

«Leo en los diarios que corremos el peligro de caer en default y yo me preguntó por qué mienten así. Si estamos en default desde hace meses, desde antes de diciembre que estamos en default, solo que no lo escriben, solo que lo ocultan», señaló el mandatario.

La calificadora Fitch fue la primera en declarar a la Argentina en un default selectivo aunque admitió que el Gobierno «continúa negociando con los acreedores para una reestructuración integral de sus bonos externos».

«Los tenedores de bonos rechazaron la oferta inicial de canje de deuda hecha por las autoridades el 16 de abril y desde entonces han presentado contraofertas. El Gobierno ha extendido su fecha límite para finalizar las negociaciones hasta el 2 de junio desde el 22 de mayo», agregó.

«Esto marca un evento de incumplimiento bajo los criterios de Fitch con respecto a la Calificación de incumplimiento de emisor (IDR) del soberano, así como las calificaciones de emisión individuales de los valores afectados (bonos globales 2021, 2026 y 2046)», señaló la firma.

Consideró además que «las partes involucradas han indicado avances recientes hacia una reestructuración integral, aunque persiste la incertidumbre sobre las perspectivas de llegar a un acuerdo con la aceptación de los tenedores de bonos suficiente para cumplir con los diferentes umbrales establecidos en cláusulas de acción colectiva en los valores».

Wall Street y Europa

Los mercados accionarios crecieron ayer en EEUU y en Europa debido a una mayor apertura de la economía, en especial, en los sectores de viajes y turismo. En Wall Street volvieron las operaciones en el piso del recinto bursátil luego de dos meses de haberse suspendido las negociaciones como consecuencia de la COVID-19. El índice Dow Jones subió 2,2%, el indicado ampliado SP 500 aumentó 1,2%, mientras que el promedio tecnológico Nasdaq creció 0,2%.

La nota de la jornada estuvo dada por el índice S&P 500 que superó nuevamente los 3.000 puntos aunque luego terminó debajo de ese nivel.

La baja se produjo luego de las declaraciones del asesor económico de la Casa Blanca, Larry Kudlow, quien deslizó que Donald Trump estaba evaluando un abanico de sancio nes contra China.

FUENTE